Honda NSX 2016.

0
38

El  ya está aquí. Que hayamos tenido que esperar tanto a la nueva generación del deportivo tiene una razón: los japoneses sabían que al renovar tamaño icono el resultado debía ser brutal e intachable. Pero, sobre todo, tan avanzado y moderno como lo fue en su día, solo que en el momento actual. Nos ponemos al volante para comprobarlo, bajo el sol de California en un circuito privado de Palm Springs.

La potencia del NSX se transmite a las cuatro ruedas porque en el eje delantero lleva dos motores eléctricos, y otro más apoya al bloque V6 biturbo de 3,5 litros que mueve el eje posterior. Resultado: 581 CV. Al arrancar, aquí hay algo que no me cuadra: todo transmite que estoy en un superdeportivo, el tacto, la vista y la postura al volante, tan cercana al asfalto. Solo que el oído no acompaña. Y es que el V6 permanece mudo, mientras ruedo por la zona de boxes. Con el programa Quiet activado, el NSX puede circular unos 2-3 kilómetros en modo eléctrico. Con un buen tacto de pedal, puedes rodar hasta 90 km/h sin que despierte el motor de combustión. Pero en modo Sport, la cosa cambia: el V6 biturbo despierta, eso sí: solo hasta las 4.000 revoluciones. Algo que agradecerán tus vecinos.

Volvemos a girar brevemente el mando de programas de conducción de la consola central: ahora el nuevo Honda NSX despierta de veras, y salta con júbilo más allá de las 4.000 vueltas. El sonido es deportivo, pero no ensordecedor. Y el cambio de nueve velocidades con doble embrague inserta con fluidez cada relación. En programa Sport, este híbrido de Honda se deja llevar con docilidad. Hasta que el conductor selecciona el modo Sport+. Aquí el 3,5 litros V6 aúlla de forma estremecedora. La respuesta de la dirección y el acelerador se vuelve claramente más directa. El cuentarrevoluciones se colorea de rojo.

nsx_road-665

Honda promete que en circuito, el nuevo NSX es más rápido que un Ferrari 458 Italia y un Porsche 911 Turbo. Sin haberlo podido comprobar, lo cierto es que por lo que transmite, no parece una afirmación descabellada. ¿Un Honda liderando el segmento deportivo de los 600 CV? Antes de esta prueba, me habría parecido una locura. Ahora, lo veo totalmente factible.

Esta máquina de pilotaje llegará a Europa en otoño de 2016, y se fabricarán 1.600 ejemplares al año. Definitivamente, la leyenda NSX sigue más viva que nunca.

Compartir
Artículo siguienteCÓMO DEDUCIR LA COMPRA DE UN AUTOMÓVIL

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here